¿Puede el estrés convertirse en una dolencia? ¿Pueden el pensamiento y las emociones enfermarnos?

enfermedad

Explicamos las posibles etapas y sus detalles de un proceso en gran parte no consciente

  1. Ocurre una adversidad o conflicto inesperado. La vida es cambio y si no haces  cambios proactiva, intencional y voluntariamente , la vida se encargará de que los hagas de forma reactiva, e involuntariamente a través de lo que llamamos “problemas, crisis y enfermedades”. Cuando ocurren “los problemas”, se interpreta en base a tus creencias, valores y memorias. Para ser considerado estresante se debe dar una situación impactante de intensidad alta que no se espera y resulta dramática o bien una situación de intensidad media sostenida en el tiempo que permanece y parece que no se soluciona y que tiene visos de mantenerse. En ambos casos las situaciones superan nuestros recursos de afrontamiento y producen un desgaste mental, emocional.
  2. Activación simpática. El sistema nervioso autónomo o vegetativo activa el cuerpo a través de la inervación simpática que llega a todos los órganos del cuerpo de forma inconsciente liberando glucosa a la sangre para tener energía, aumentando ritmo cardíaco y respiratorio, liberando adrenalina y cortisol a los músculos. Es cuando tenemos síntomas de tensión muscular, sequedad de boca, se cierra el tracto digestivo y tenemos insomnio.
  3. Memorización del hecho. Cuando ocurre un hecho desestabilizante, nuestro cerebro presta atención a la escena conflictual con las personas, objetos y la situación externa con todo lujo de detalles visuales, auditivos, olfativos y kinestésicos. El recuerdo queda congelado en el cerebro y nuestra mente sólo percibe el conflicto en su foco atencional y la persona se queda pegada al conflicto.
  4. La mente trata de resolverlo. No sabemos mentalmente como responder y lo que la mente no resuelve, produce stress psicológico. Tratamos de resolver la situación dando vueltas al problema en nuestra cabeza una y otra vez incluyendo a la noche en la cama. El estrés psicológico aumenta porque el problema no tiene solución desde el exterior.
  5. El conflicto se hace emocional y aumenta. Nuestro cerebro emocional no distingue entre real, imaginado o recordado, sino que presta atención a las emociones. Cada vez que tratas de resolver el problema revives el drama emocional de forma repetitiva y es como si ocurriera de nuevo cada vez liberándose más sustancias químicas hormonales y neurotransmisores que llegan a todas las células del cuerpo. De manera que el conflicto original ha acabado ocurriendo tantas veces como vueltas le hayamos dado en nuestra cabeza, tantas veces como lo hayamos recordado. Además se añaden nuevas emociones ligadas a no poder resolver el problema con lo que la carga emocional de rabia, miedo, culpa, pena, tristeza, ira, odio, frustración, angustia, desesperación, impotencia, soledad, abandono, traición, asco… estas emociones de supervivencia aumentan su intensidad por encima del nivel que tenia el conflicto original.3 emociones
  6. Cambios en la actividad cerebral. La actividad cerebral del córtex prefrontal baja más, dejamos de ser racionales y creativos. Se activa más el sistema límbico y paleocerebro de manera que el sistema nervioso simpático aumenta su actividad y la respuesta va a ser mas primitiva, automática y programada, tipo lucha-parálisis-huida, mas instintiva y corporal.
  7. Desequilibrio neurovegetativo. Podemos soportar niveles altos de estrés, incluso hay evidencias de que el estrés puntual aumenta nuestra memoria y aprendizaje. Pero si el conflicto continua y hay rumiación, la masa conflictual aumenta y el cuerpo no recupera su equilibrio, no logra su homeostasis y queda desequilibrado en un estado de emergencia.
  8. Atrapada en el pasado. La persona queda atrapada en el conflicto, piensa, siente, habla y actúa desde el problema con pensamientos negativos, creencias de malestar, lenguaje de queja y culpa…queda biológicamente atrapada en el problema. Dado que las emociones son mas poderosas que el conocimiento, aunque te des cuenta no puedes hacer nada y te ves atrapada en el malestar. Además las emociones generan fuertes adicciones que te atrapan una y otra vez haciendo difícil salir de la situación.
  9. Relaciones sociales. Los familiares, amigos y compañeros de trabajo te preguntan y te obligan a darles explicaciones del problema lo que aumenta tu recuerdo, tus emociones de supervivencia ligadas, se crea mayor malestar y la persona se ancla al pasado. Según pasa el tiempo todas tus relaciones sociales te tratan desde el problema, es decir, el pasado se hace presente en todos los órdenes de tu vida social.
  10. Respuesta corporal. El stress emocional o conflicto biológico activa una respuesta instintiva del inconsciente. La repetición del conflicto refuerza circuitos neuronales en nuestro cerebro gracias a la neuroplasticidad, se producen activaciones y represión de genes del ADN por mecanismo epigenéticos, las mitocondrias ven alteradas sus funciones por oxidación y radicales libres, no hay energía para la reparación celular, el sistema inmunológico se ve afectado y debilitado por el cortisol como demuestra la psiconeuroinmunología y la neuroendocrinología. El cerebro y cuerpo generan una “solución biológica: La enfermedad”. El conflicto no solucionado activa los programas de supervivencia que llevamos de serie y que han sido usados en la historia evolutiva del ser humano.
  11. Construcción de una falsa identidad. La persona queda inmersa en un problema cuadriplicado, porque es  mental, emocional, físico y social. Como la persona se ha congelado literalmente en los pensamientos acerca del problema y creencias de ella misma ante el problema, y como las emociones son del problema, los síntomas se hacen hábito y rutina, la personalidad se ve alterada y se construye una nueva identidad falsa que es un sucedáneo barato de nosotros mismos que nos creemos que es real. La persona le cuesta pensar con claridad, no puede concentrarse, está muy débil llega a identificarse desde el estrés y la enfermedad.
  12. Tocar fondo y despertar. Las consecuencias de salud, familiares, laborales, económicas son tan fuertes que nos convertimos en la persona que no queríamos ser. Llegamos a pensar en lo peor y solemos llegar a una situación de rendición. A veces decidimos dejar de luchar con lo exterior y empezar a usar nuestro poder con lo interior desde el inicio. Borrón y cuenta nueva, empiezas desde cero. Es aquí donde comienza la esperanza, la determinación de hacer el cambio desde dentro, la decisión de transformarse a uno mismo.

Para mas información de como revertir este proceso

Para organizaciones:

http://www.banpro.es/

Para personas individualmente:

http://www.humaning.es/

 

Mi foto

Tomas Elorriaga

Biólogo

tomas.e@humaning.es

Anuncios

1.- Mecanismos desconocidos “cuerpo-cuerpo” de las enfermedades.-

Los científicos e investigadores están descubriendo complejos mecanismos ocultos en cómo se generan y sanan diversas enfermedades.

Se sabe que el corazón y el intestino son capaces de producir oxitocina y serotonina respectivamente, es decir, además de sus funciones de mover sangre y asimilar, son también glándulas que producen hormonas y afectan a otras partes del cuerpo.

Por ejemplo la diabetes hasta hace muy poco se creía que la regulación de la glucosa era una comunicación entre el páncreas, el hígado, los músculos y la grasa. Sin embargo  una hormona del esqueleto, los huesos se comportan como unas glándulas, parece que influye en el modo en que el cuerpo procesa el azúcar.

Gerard Karsenty de la Columbia University Medical Center descubrió que una sustancia que fabrica el hueso, la osteocalcina, enviaba señales a las células de la grasa y al páncreas responsable de segrega insulina. Esto resulta clave para la diabetes 2 y la obesidad.

Ronald Kahn, catedrático de la Harvard Medical School, describe que las señales del sistema inmunológico, el cerebro y el intestino desempeñan un papel fundamental en el metabolismo de los lípidos, especialmente en el caso de la diabetes tipo 2

2.- Conexión oculta “cerebro-órgano” en las enfermedades.-

Los científicos e investigadores están descubriendo recientemente mecanismos ocultos en los que el cerebro interviene en cómo se generan y sanan diversas enfermedades físicas. El cerebro se conecta y comunica con el páncreas, hígado, corazón, intestino…con todo el cuerpo.

Un nuevo actor en la gestión de la glucosa es el propio cerebro. Hasta hace muy poco no se ha explorado el papel del cerebro en su regulación. Ahora se ha visto en ratones que, al suprimir los receptores de insulina en el cerebro, los animales no podían regular adecuadamente la glucosa y acababan desarrollando diabetes.

Pero es más, un deterioro en las mitocondrias de ciertas neuronas del cerebro, inhiben la producción de insulina del páncreas. ¿Una conexión cerebro-páncreas?

Parece que el cerebro se conecta con el páncreas, hígado, intestino, huesos…y que es el auténtico regulador del metabolismo de la glucosa y posiblemente de otras enfermedades.

3.- ¿Qué parte del cerebro se conecta con los órganos y tiene capacidad de regularlos?.-

 Realmente el cuerpo está representado en el cerebro a través del sistema propioceptivo y el cerebro está en el cuerpo a través de los nervios y de todas las neuronas distribuidas por el cuerpo.

En la regulación del metabolismo el hipotálamo es clave. Un pequeño grupo de neuronas del hipotálamo, llamadas POMC (ProOpioMelanoCortina), detectan e integran señales que informan sobre el estado energético del organismo y activan las respuestas fisiológicas oportunas. Estas neuronas POMC son sensibles a las fluctuaciones en nutrientes como la glucosa, ácidos grasos o aminoácidos y están implicadas en el control de la cantidad de insulina que segregan las células beta del páncreas.

Los científicos observan por primera vez que esta comunicación entre hipotálamo y páncreas depende de la actividad de la proteína mitofusina 1.  Un aumento desproporcionado  de la producción de especies radicales de oxígeno (ROS) en las neuronas POMC del hipotálamo del cerebro afectan al páncreas.

Cuando falla la dinámica mitocondrial en estas neuronas POMC , las células beta del páncreas pierden su capacidad de segregar insulina para responder al aumento de glucosa. Por lo tanto, el hipotálamo se comunica con el páncreas y lo condiciona.

Antonio Zorzano, investigador del Instituto de Investigación Biomédica (IRB Barcelona),  explica que el mismo mecanismo está relacionado con “la obesidad, síndrome metabólico,  pero también tenemos pruebas de que hay una relación entre dinámica mitocondrial y cáncer de hígado y posiblemente también la haya con enfermedades neurodegenerativas”

4.- Hipotálamo, clave en el estrés y las emociones.-

El hipotálamo es un centro coordinador, capaz de integrar la información emocional y sensorial ya que recibe información de lo que está sucediendo en las vísceras, y está al tanto de lo que ocurre fuera (desde la retina le llegan señales visuales) y también recibe información de la corteza cerebral, de la amígdala, del hipocampo, del sistema endocrino y afecta al cuerpo.

Stephen Ranson en 1932 implantó electrodos en el hipotálamo de diversos animales. A través de la estimulación eléctrica del hipotálamo, Ranson generó diversas reacciones autonómicas a los animales como erección capilar, alteraciones en la motilidad gastrointestinal, presión sanguínea o ritmo cardíaco.

Un investigador de la Universidad de Zurich, Walter R. Hess, demostró que la estimulación eléctrica de varias localizaciones del hipotálamo podía inducir diferentes respuestas de ataque y de defensa. W.R. Hess estudió los efectos de la estimulación eléctrica del hipotálamo era capaz de generar en los animales patrones característicos de respuestas emocionales de miedo y de furia. En 1949, Hess recibió el premio Nobel por sus trabajos sobre el papel del hipotálamo en la coordinación y regulación funcional de los órganos internos.

Si el hipotálamo es tan importante en la coordinación cerebro-cuerpo, parece evidente que el estrés y las emociones, juegan un papel importante en la enfermedad. Richard F Thompson aseguraba que “El hipotálamo es uno de los pocos lugares dentro del sistema nervioso central, en que la estimulación produce configuraciones de conducta emocional” Richard F. Thompson, 1973. Fundamentos de Psicología fisiológica (2009), p. 649.

El hipotálamo coordina la expresión emocional a través de la regulación de los sistemas neuroendocrino, motor y autónomo. Es la sede del control de nuestro inconsciente biológico y también responsable de las respuestas de simpaticotonía y vagotonía del sistema nervioso autónomo.

5.- Mitocondrias, emociones y estrés.-

Las mitocondrias son los orgánulos del interior de las células capaces de generar energía en forma de ATP. El correcto funcionamiento de las mitocondrias es clave de la salud y sus daños causa de multitud de enfermedades.

Los radicales libres son moléculas inestables (perdieron un electrón) y altamente reactivas que ataca a las moléculas que están a su alrededor para obtener su estabilidad. La molécula atacada se convierte entonces en un radical libre y de esta manera se inicia una reacción en cadena que dañará muchas mitocondrias y células.

Además de la polución, los procesos normales del organismo producen radicales libres como el metabolismo de los alimentos, la respiración y el ejercicio. Una actividad exagerada que implique actividad simpática fuerte con mayor tasa respiratoria produce mas radicales libres. El estrés cognitivo, el estrés emocional, el estrés alimenticio, el estrés físico y social aumentan los radicales libres que pueden dan lugar a daños en las mitocondrias de las neuronas POMC que afectan a diversos órganos del cuerpo..

mitocondria

Los radicales libres toman electrones de los lípidos y proteínas de la membrana celular, que al ser dañada, no podrá cumplir sus funciones como el intercambio de nutrientes y la limpieza de materiales de desecho, haciendo imposible el proceso de regeneración y reproducción celular. En el interior de la célula, los radicales libres atacan el DNA (material genético) que provee la matriz para la replicación celular, impidiendo a la célula su reproducción y por eso contribuyen al proceso del envejecimiento y la enfermedad.

En resumen, se puede afirmar, cada vez con mayor base científica, que el estrés oxidativo en las mitocondrias “no es un efecto”, sino una de las causa del daño y la destrucción celular.

La melatonina, que produce la glándula pineal del cerebro, es un compuesto natural, que produce el organismo humano y es un excelente antioxidante endógeno, y combate eficazmente a los radicales libres, frena la producción de óxido nítrico, es decir, una doble actividad antioxidante y antiinflamatoria que protege del envejecimiento y la enfermedad.

La teoría mitocondrial del envejecimiento indica que el aumento de los radicales libres de oxígeno y nitrógeno alteran la función mitocondrial. En el envejecimiento, disminuye progresivamente la eficiencia de la cadena de transporte electrónico (CTE) y la producción de ATP, lo que contribuye a la disminución de funciones cognitivas como la memoria. Estas alteraciones son similares a las que ocurren en procesos neurodegenerativos e inflamatorios, tales como el Parkinson, Alzheimer, Huntington y ataxia de Friedreich…

Durante los últimos años se ha evidenciado la importancia de vivir en un estado emocional normal, evitar el estrés y potenciar el efecto neuroprotector y antienvejecimiento de la melatonina. La melatonina natural con sus efectos antioxidantes se produce de noche por lo que un buen descanso así como la relajación y meditación, ayudan a estar más protegidos del daño de los radicales libres y ayuda a prevenir y sanar enfermedades.

Como decía Santiago Ramón y Cajal:

– Todo hombre puede ser, si se lo propone, escultor de su propio cerebro.

– Hay que hacer vibrar a las neuronas dormidas con emociones y sentimientos.

Mi foto

Tomas Elorriaga

Biólogo

tomas.e@humaning.es

 

“Las claves de la salud estudiados hasta ahora son para la reducción de las enfermedades, no se han estudiado tanto los factores clave generadores de salud.

La reducción de la permanencia de la enfermedad no significa necesariamente generar mayor salud.”

El Dr. Alejandro Jadad es el fundador del Centro para la Innovación Global en eSalud (Centre for Global eHealth Innovation) . Alejandro es una persona brillante, inspiradora y asesora a la OMS.

Según dice textualmente el Dr, Alejandro Jadad:

  • “El modelo sanitario está construido y orientado hacia la enfermedad”
  • “Hoy día la enfermedad es la polipatología compleja, es decir, tener varias enfermedades crónicas a la vez.”
  • “Los médicos sabemos poco de la etiología, el origen, de las enfermedades”
  • “Me di cuenta que yo era un profesional no de la salud, sino de la enfermedad.
  • “Hemos medicalizado la sociedad”.
  • “Nos enfocamos a los órganos, nadie ve todos los órganos, no sabemos nada de los aspectos vitales de las personas”
  • “Si la obesidad es una enfermedad, también lo es la soledad, el sedentarismo, los malos hábitos…”

La salud, el bienestar y la felicidad no es la ausencia de dolor, hay gente que tiene molestias y es feliz, tampoco es solo sentir placer.

La autopercepción de la salud es clave; es positiva si tu salud autopercibida es buena, muy buena o excelente, y negativa si se autopercibe salud regular o mala.

La salutogenesis es la generación de salud positiva. En nuestra vida estamos en el desafío mental, emocional, físico y social continuamente, con estresores continuos a todos los niveles. Depende como sepamos desplegar habilidades de vida y bienestar, podremos generar salud.

salud jadad 3

Salud es la habilidad para adaptarnos y auto-manejar los desafíos físicos, mentales y sociales que nos presente la vida.

El papel mas importante es ayudar a las personas en la travesía por su vida hasta su último suspiro.

“Todos necesitamos que nos digan lo que no deseamos escuchar. Todos tenemos puntos ciegos en los que no somos capaces de ver cómo nos dañamos y dañamos a los demás (…) Hay mucho por desaprender, porque la mayoría son aprendizajes inconscientes”- dice el Doctor Alex Jadad.

La persona más importante de nuestra vida somos nosotros mismos. Tenemos una voz interna que siempre está ahí, orientándonos, pero la ignoramos. 

¿Qué pasaría si tu “yo” se comunicara con tu “mí” ?”

Los factores generadores de bienestar son la familia, las relaciones sociales, la coherencia… tu.

Gracias Dr Jadad por tu perspectiva!!

 

Tomas Elorriaga

Biólogo

http://www.banpro.es/

http://www.humaning.es/

https://www.linkedin.com/in/innovacionpersonas/

https://www.facebook.com/tomas.elorriaga

 

En esta parte I de II vamos a mostrar 4 de los 7 pasos para dejar de ser esclavos, liberarnos del pasado y recuperar nuestra libertad y poder.

de esclavos dioses

1.-Somos esclavos que creen ser libres.-

Nos creemos libres pero somos esclavos del trabajo, del dinero, de la hipoteca, del consumismo, del móvil, de los medicamentos, de la religión, de los ídolos, de los políticos, de una pareja, de una familia, de una historia, de una cultura, de una educación para mediocres, de las creencias, de lo material… vivimos en un falsa abundancia basada en el tener. Se espera de nosotros que seamos obedientes, seguidores y nos hacen sentir culpables o temerosos.

Pero es mas grave todavía. Realmente los grados de libertad en nuestra vida son tan bajos como el sentido que tiene la vida para nosotros. Vivimos en la ilusión de que tenemos Libertad de pensamiento, Libertad emocional, Libertad de expresión, Libertad de decisión y Libertad de acción…pero pocas personas lo tienen realmente.

El cuerpo, el inconsciente, nos piensa. Soy pensado por mis programas inconscientes automáticos. Así que acabamos pensando, sintiendo , diciendo y haciendo lo que no queríamos.

Creemos ingenuamente que creamos la vida conscientemente y que la realidad que percibimos es real. Vivimos ciegos y sordos a una realidad inconsciente oculta y a una realidad primaria que no vemos. Somos esclavos del consciente y del pasado y lo proyectamos al futuro. Que se puede hacer? Cómo despertar y liberarse?

2.- Enfoque de la conciencia.-

Hay muchos caminos. Os detallo uno eficaz que funciona rápido, directo y profundo. Me gustan los enfoques que ayudan a dejar de ser el actor para tomar la perspectiva del observador de mí mismo y así tomar conciencia.

Si no se toma conciencia somos determinados por los automatismos programados y que afectan a mi salud, bienestar, trabajo, dinero, parejas, relaciones…a toda mi realidad.

Es necesaria la conciencia para trascender el pasado y dejar de repetirlo.

3.- No enfocarse tanto las situaciones exteriores como las emociones.-

La clave no es tanto aceptar los hechos y situaciones, sino las emociones subyacentes, porque lo sutil causa lo denso.

Cuando ponemos la atención en lo que llamamos la realidad, no estamos enfocando en las causas sino en las consecuencias, en el pasado. Esta realidad material es consecuencia de una realidad sutil que podemos gestionar en nosotros.

El inconsciente se expresa en emociones y por tanto, debemos prestarles atención.

4.- Aceptar las emociones.-

Lo primero es siempre aceptar las emociones que te vengan, sin hacer oposición, ni querer que sean distingas, ni racionalizarla, ni minimizarlas, ni juzgarlas, ni querer controlarlas, ni siquiera querer regularlas y nunca negarlas… Si una emoción se niega, se le quita importancia, se oculta o bien se rechaza … la siguiente vez vendrá con más fuerza, tu cuerpo gritará más fuerte lo que rechazas, callas y niegas.

… porque si juzgo la emoción , la relativizo , si entra mi parte consciente, la alejo de mi corporalidad, me separo de la emoción, de su mensaje, huyo de la oportunidad de conocerme a mí mismo y de crecer como persona. Sentirla como es, dejarla aflorar sin juicios , sin querer amortiguarla porque si quiero cambiarla es que no la acepto…

Continuará… ver el artículo completo en:

http://www.humaning.es/

Basado en: Jean Guillaume Salles.

http://laescuelalepassage.com/escuela-le-passage/

 

 

“Cuando estamos en plena enfermedad y adversidad nos preguntamos por que. Por que ahora? Por que a mi? Por que?

Toda dificultad tiene una duración, pasa de largo. Algunas situaciones tienen solución y otras tienen un profundo aprendizaje.

Hasta la enfermedad y la adversidad tiene su parte buena
.
Pregúntate:
Para que ahora? Que me obliga o me impide hacer? Para que positivo me puede servir?

Una oportunidad para reconectarse a sí mismo . La enfermedad y la adversidad nos frena, nos paraliza, nos obliga a estar con nosotros mismos y mirar nuestro interior.

La enfermedad y la adversidad tienen que ver con nosotros, nos ayudan a mirar nuestro interior, a ver las partes más ocultas y más oscuras de nosotros mismos

Pero no desde la culpa, sino desde la aceptación e integración.

No somos culpables de la enfermedad ni de la adversidad, suponiendo que existan, pero si responsables de ser y hacer algo diferente.

Cuando pasa el tiempo vemos que aquello juzgado como malo fue lo mejor que nos podía haber sucedido y damos las gracias por ser mejores personas”

Tomas Elorriaga

para bien

“No solo hay un cuerpo a sanar; hay conductas a modificar

No solo hay conductas a modificar; hay emociones dolorosas a aceptar;

No solo hay emociones dolorosas a aceptar; hay una actitud a decidir;

No solo hay una actitud a decidir; hay un amor por reconocer y una paz a vivir;

No solo hay un amor por reconocer y una paz a vivir; hay una mente a sanar

No solo hay una mente a sanar; hay una coherencia a ejercer

No solo hay una coherencia a ejercer; hay un poder a reconocer y una libertad a ejercer;

Hay un poder a reconocer y una libertad a ejercer:

  • Una realidad en la que percibirse;
  • Una nueva realidad a crear;
  • Una atención a orientar;
  • Un sueño, vocación o misión a sentir; una intuición a la que rendirse;
  • Una consciencia a la que abrirse; una unidad y plenitud a percibir desde la conexión;
  • Una decisión de Ser, un renacer;
  • Un camino interior de transformación personal a recorrer;
  • Un ego o vieja identidad a integrar y trascender ;
  • Una nueva percepción a elegir; una perfección a admirar;
  • y una vida nueva a crear»

mi-jeta

Tomas Elorriaga

Tu futuro solo puedes crearlo tu;  http://www.humaning.es/

caminos de bienestar

El síntoma no es “malo”

Si algo nos duele, si sentimos malestar, decimos que estamos “malos”. Pero muchas veces, no suele ser verdad del todo, con frecuencia nos estamos sanando. ¿Cómo?

El síntoma puede doler y hacerte sufrir pero no es “malo”. Elimina los juicios negativos contra el síntoma. No luches contra el síntoma.

El síntoma es el lenguaje del cuerpo para llamar tu atención sobre tu vida. Viene a ayudarte a que tomes conciencia de algo muy importante sobre ti y viene a salvarte.

Para que acallar o hacer desaparecer a quién viene a sanarte?

El síntoma no es la enfermedad

Confundimos síntoma con enfermedad.

Realmente considero que actúan en 2 niveles diferentes. El síntoma es el aviso desde la corporalidad y la enfermedad está en el observador. Una está “afuera” y la otra “adentro”

Normalmente cuando peores son los síntomas, menos enfermos estamos. La relación síntoma-enfermedad no es siempre lineal ni directamente proporcional

El síntoma es corporal, es una solución, es un lenguaje somático. ¿Para qué sirve?

El síntoma es para que seas consciente de tu identidad inconsciente, para que sepas quien estas siendo, para que cambies tus pensamientos, emociones, lenguaje y acciones, para que seas tu auténtica identidad.

La enfermedad no es corporal

Lo que llamamos enfermedad es mucho más profundo que el síntoma. Es mucho más interno, más recóndito.

La enfermedad no es corporal, la enfermedad realmente son pensamientos, actitudes, emociones, juicios y acciones erróneas, inconscientes e incoherentes. Es algo a cambiar en tu estilo de vida, una incoherencia identitaria, es una invitación a ser.

no es luchar sino desactivar solución

Tienes el poder de sanarte

No se trata de cambiar al cuerpo. Si la enfermedad no es corporal, tiene que ver contigo, con tus pensamientos, emociones, lenguaje y acciones. Aquí está tu poder transformador.

No se trata de que cuando estés bien estarás feliz sino justamente al revés. Siéntate bien ahora.

Si cambias tú, si mejoras tu estilo de vida, si vives consciente y coherente con quién eres y quieres ser , el cuerpo te seguirá y el síntoma desaparece.

El camino solo puedes andarlo tu, nosotros te acompañamos en http://www.humaning.es/

mi-jeta

Tomas Elorriaga (Biólogo)

tomas.e@humaning.es

https://www.facebook.com/tomas.elorriaga