Si me ves cansado… fuera del sendero,
ya casi sin fuerzas para hacer camino;
si me ves sintiendo que la vida es dura,
porque ya no puedo, porque ya no sigo.

Ven a recordarme cómo es un comienzo,
ven a desafiarme con tu desafío.

Muéveme el alma,
vuélveme al impulso
llévame a mí mismo.

Yo sabré encender mi lámpara
en el tiempo oscuro, entre el viento frío,
volveré a ser fuego desde brasas quietas,
que alumbre y reviva mi andar peregrino.

Si me ves cansado, fuera del sendero,
sin ver más espacios que el de los abismos,
trae a mi memoria que también hay puentes,
que también hay alas, que aún no hemos visto.

Que el árbol se dobla,
se agita, estremece, deshoja y retoña,
pero queda erguido.

Si me ves cansado, fuera del sendero,
solitario y triste, quebrado y herido,
siéntate a mi lado, tómame las manos,
entra por mis ojos hasta mi escondrijo…
y dime… ¡se puede! e insiste, ¡se puede!
hasta que yo entienda que puedo lo mismo.

Y tal vez, si quieres, préstame tus brazos,
para incorporarme, nuevo y decidido.

Que la unión es triunfo
cuando hombro con hombro vamos,
con el mismo brío.

Si me ves cansado, fuera del sendero,
lleva mi mirada hacia tu camino.

Hazme ver las huellas, que allá están marcadas,
un paso tras otro por donde has venido.

Y vendrá contigo una madrugada,
la voz insistente para un nuevo inicio,
que abrirá otro rumbo porque…

¡Sí, he creído!… que siempre se puede…
se puede…

AUTOR ANÓNIMO

sendero

Tomas Elorriaga

http://www.humaning.es

 

Anuncios

En esta parte I de II vamos a mostrar 4 de los 7 pasos para dejar de ser esclavos, liberarnos del pasado y recuperar nuestra libertad y poder.

de esclavos dioses

1.-Somos esclavos que creen ser libres.-

Nos creemos libres pero somos esclavos del trabajo, del dinero, de la hipoteca, del consumismo, del móvil, de los medicamentos, de la religión, de los ídolos, de los políticos, de una pareja, de una familia, de una historia, de una cultura, de una educación para mediocres, de las creencias, de lo material… vivimos en un falsa abundancia basada en el tener. Se espera de nosotros que seamos obedientes, seguidores y nos hacen sentir culpables o temerosos.

Pero es mas grave todavía. Realmente los grados de libertad en nuestra vida son tan bajos como el sentido que tiene la vida para nosotros. Vivimos en la ilusión de que tenemos Libertad de pensamiento, Libertad emocional, Libertad de expresión, Libertad de decisión y Libertad de acción…pero pocas personas lo tienen realmente.

El cuerpo, el inconsciente, nos piensa. Soy pensado por mis programas inconscientes automáticos. Así que acabamos pensando, sintiendo , diciendo y haciendo lo que no queríamos.

Creemos ingenuamente que creamos la vida conscientemente y que la realidad que percibimos es real. Vivimos ciegos y sordos a una realidad inconsciente oculta y a una realidad primaria que no vemos. Somos esclavos del consciente y del pasado y lo proyectamos al futuro. Que se puede hacer? Cómo despertar y liberarse?

2.- Enfoque de la conciencia.-

Hay muchos caminos. Os detallo uno eficaz que funciona rápido, directo y profundo. Me gustan los enfoques que ayudan a dejar de ser el actor para tomar la perspectiva del observador de mí mismo y así tomar conciencia.

Si no se toma conciencia somos determinados por los automatismos programados y que afectan a mi salud, bienestar, trabajo, dinero, parejas, relaciones…a toda mi realidad.

Es necesaria la conciencia para trascender el pasado y dejar de repetirlo.

3.- No enfocarse tanto las situaciones exteriores como las emociones.-

La clave no es tanto aceptar los hechos y situaciones, sino las emociones subyacentes, porque lo sutil causa lo denso.

Cuando ponemos la atención en lo que llamamos la realidad, no estamos enfocando en las causas sino en las consecuencias, en el pasado. Esta realidad material es consecuencia de una realidad sutil que podemos gestionar en nosotros.

El inconsciente se expresa en emociones y por tanto, debemos prestarles atención.

4.- Aceptar las emociones.-

Lo primero es siempre aceptar las emociones que te vengan, sin hacer oposición, ni querer que sean distingas, ni racionalizarla, ni minimizarlas, ni juzgarlas, ni querer controlarlas, ni siquiera querer regularlas y nunca negarlas… Si una emoción se niega, se le quita importancia, se oculta o bien se rechaza … la siguiente vez vendrá con más fuerza, tu cuerpo gritará más fuerte lo que rechazas, callas y niegas.

… porque si juzgo la emoción , la relativizo , si entra mi parte consciente, la alejo de mi corporalidad, me separo de la emoción, de su mensaje, huyo de la oportunidad de conocerme a mí mismo y de crecer como persona. Sentirla como es, dejarla aflorar sin juicios , sin querer amortiguarla porque si quiero cambiarla es que no la acepto…

Continuará… ver el artículo completo en:

http://www.humaning.es/

Basado en: Jean Guillaume Salles.

http://laescuelalepassage.com/escuela-le-passage/

 

 

Podemos decir que las emociones son la base de los procesos cognitivos, comunicación , trabajo en equipo, liderazgo, memoria, aprendizaje y toma de decisiones. La ciencia lo ha demostrado.

Añadiríamos que las emociones son claves en las relaciones, en el clima organizativo, en todo lo social, en el compromiso, en la relación con clientes, en la innovación, en la diferenciación… pero decir esto no conmueve… y parece que no llega.

LAS EMOCIONES NOS DAN Y NOS QUITAN

Es mejor decir que las emociones a todas y cada una de las personas…:

  • Nos paran o mueven.
  • Nos dan o quitan energía para la acción
  • Nos alejan o acercan de otras personas
  • Nos motivan o detienen ante los retos
  • Nos hacen recordar o olvidar.

¿Es importante? Usted decide.

LAS EMOCIONES CREAN Y DESTRUYEN VALOR

Para las personas y las organizaciones las emociones crean o destruyen valor, genera compromiso o no…independientemente de que usted sea Persona-Ciudadano, Persona-Profesional, Persona-Cliente… porque siempre es persona y si es persona las emociones:

  • Las emociones activan o limitan nuestro pensamiento
  • Las emociones fortalecen o debilitan nuestras relaciones
  • Las emociones organizan o desorganizan nuestras acciones.
  • Las emociones nos sanan o nos enferman.
  • Las emociones nos hacen resistirnos al cambio o liderar la transformación.

¿Lo dejamos al azar o tomamos las riendas?

Animo!!

Tomas Elorriaga

tomas@banpro.es